La primavera y la caída del cabello

Un día de febrero nos encontramos a 30º y un 8 de abril con nieve. ¿Qué está pasando? Y lo más importante, ¿qué nos está pasando? ¿Afecta ese descontrol climático a nuestra salud? ¿Es por ello que la caída del cabello se sufre casi todo el año? Desde Carmengo Estilistas te invitamos a leer este post, a ayudarte para evitar esa caída para que te sientas siempre bien.

Cambios estacionales y caída del cabello

Es en otoño cuando notamos que nuestro cabello tiende a caerse mucho más. Nos damos cuenta de que tras lavarlo, nos encontramos muchos pelillos en la toalla, en el suelo o entre nuestro cepillo.

El cambio de estaciones es uno de los síntomas más frecuentes de caída de pelo y es durante la primavera y el principio del verano las épocas en las que nuestro cabello aumenta su fuerza y por tanto notamos que vuelve a crecer porque se trata de una defensa natural del cuerpo. En verano, tras las largas horas de sol que tenemos el cuerpo necesita protegerse de él y nuestro cabello adquiere más volumen para esta protección.

Sin embargo, el cambio climático que estamos viviendo, las inusuales temperaturas de calor o frío en determinados meses hace que nuestro sistema de defensa se sienta descontrolado y nuestros mecanismos de defensa en vez de ayudarnos nos perjudican.

Caída del cabello
Caída del cabello

Llega la primavera

Los días comienzan a ser más largos y la luz solar aumenta, nos preparamos para el verano y el calor, aumenta nuestro nivel de estrógenos y por ende un fortalecimiento de nuestro cabello.

No todas pasamos por las mismas fases y en algunas ese crecimiento y fortalecimiento es más lento, por lo que sería aconsejable una buena dieta rica en vitaminas para ello.

Las mujeres somos especialmente sensibles a estos cambios a consecuencia de nuestros ciclos hormonales, ya que estos afectan directamente sobre la caída del pelo.  

Para fortalecer tu cabello, protegerlo y cuidarlo es aconsejable incluir en tus hábitos alimentarios grasas saludables, como lo puede ser el aguacate y enriquecer tu alimentación con complementos nutricionales y también usar productos específicos como tu champú o acondicionador para la caída del cabello o para fortalecerlo.

Si te ha gustado este post te invito a compartirlo o si tienes dudas puedes dejarlas en un comentario y estaré encantada de ayudarte.